El presidente Luis Arce celebró Ela conclusión de obras y entrega de la Doble Vía El Sillar, que se extiende por 29,14 kilómetros con cuatro túneles, nueve puentes y ocho viaductos. Está en la carretera entre Cochabamba y Santa Cruz, y demandó una inversión superior a los Bs 2.923 millones.

“¡La doble vía El Sillar es una realidad! Luego de ser paralizada en la pandemia, no solo reactivamos y pagamos el restante 60% del financiamiento que faltaba, sino que hoy por fin concluimos la construcción de esta anhelada carretera”, destacó en un mensaje en su cuenta en Facebook.

La obra demandó una inversión superior a los Bs 2.923 millones, recursos financiados por el Gobierno Nacional y un crédito del Eximbank China. Esta vía forma parte del Corredor Bioceánico Este – Oeste, que conecta a Bolivia con Brasil, Chile y Perú.

La Administradora Boliviana de Carreteras (ABC) recibió en esta jornada de manera provisional la obra, para avanzar en la habilitación de la vía en ambos sentidos, poniéndolas al servicio de la población.

“Es crucial recordar que hace tres años, esta obra estaba abandonada (…) Ahora, con la doble vía completamente realizada, con espectaculares túneles, y viaductos, los ciudadanos de Cochabamba pueden disfrutar del trópico con tranquilidad y seguridad gracias a esta nueva carretera”, afirmó el ministro de Obras Públicas, Servicios y Vivienda, Edgar Montaño, durante el acto de recepción provisional.

La culminación de esta infraestructura no solo acorta los tiempos de viaje y reduce los costos de operación para transportistas y de producción del sector agropecuario, sino que también representa un hito en la ingeniería boliviana.

Arce indicó que esta carretera “se constituye en una de las más costosas de Bolivia debido a las características geográficas del tramo, que se extiende por 29,14 kilómetros e incluye 4 túneles (uno es el segundo más largo del país con 1.046 metros), 9 puentes, 8 viaductos y 6.333 metros lineales de muros de contención”.

“¡La integración y el desarrollo de Bolivia avanza, pese a quien le pese!”, enfatizó el jefe de Estado.

El Gobierno nacional tiene en la Asamblea Legislativa una férrea oposición integrada por senadores y diputados que responden a Evo Morales, a Carlos Mesa y a Luis Fernando Camacho que, además de sellar un acuerdo rotulado como agenda legislativa, decidieron frenar la aprobación de varias leyes.

De hecho, luego de tres meses recién esta semana se aprobó el Prepuesto General del Estado (PGE) Reformulado 2023 en medio de una vigilia que instalaron alcaldes y concejales de varios municipios del país y organizaciones sociales.

“Nuestros alcaldes y las organizaciones sociales se han dado cuenta de quiénes son los que están boicoteando, los que están bloqueando, los que no quieren el desarrollo porque tienen un doble discurso, por una parte dicen que nuestra economía está mal, pero por otra parte allá, donde hay que inyectar recursos a la economía, se oponen a que ocurra eso”, cuestionó Arce el miércoles, durante la promulgación de la ley en un acto en la Casa Grande del Pueblo.

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com