El ministro de Gobierno, Eduardo del Castillo, ratificó este jueves que no existen condiciones para trasladar al privado de libertad Luis Fernando Camacho a Santa Cruz, por lo que propuso a los jueces trasladarse a Chonchocoro, en La Paz, para continuar con el proceso por el caso “Decretazo”.

“No va a ocurrir ese traslado (de Camacho a Santa Cruz), no hay condiciones de seguridad, no hay el beneplácito de los otros jueces y, por tanto, no vamos a poner el riesgo la vida y la integridad del pueblo boliviano una vez más por la culpa de una persona”, afirmó en declaraciones a DTV.

Del Castillo recordó que el suspendido gobernador tiene otros procesos en curso, y que ningún otro tribunal dio su aquiescencia para su trasladado a Santa Cruz, considerando, además, que el caso Golpe de Estado I ya fue radicado en el Tribunal Primero Anticorrupción de La Paz.

Si “los jueces de Santa Cruz quieren aplicar el principio de inmediatez de sentenciarlos, ellos pueden aplicar jurisprudencia antigua y trasladarse a Chonchocoro, y les vamos a dar todas las condiciones y garantías de seguridad”, planteó.

SOBRE EL POSIBLE TRASLADO

En febrero, el Tribunal Departamental de Justicia de la ciudad de Santa Cruz determinó el traslado de Camacho a la capital cruceña para la instalación del juicio del caso “Decretazo” el 11 de marzo. La audiencia no pudo instalarse y se la aplazó para el 11 de abril.

Ese proceso se refiere al Decreto departamental 373, de marzo de 2022, que Camacho firmó cuando viajó a Brasil delegando sus funciones de gobernador a su hombre de confianza, el entonces secretario de Gestión Institucional, Miguel Navarro, cuando correspondía que el entonces vicegobernador Mario Aguilera asuma funciones, lo que vulneró el Estatuto Autonómico de Santa Cruz.

Camacho guarda detención preventiva en el penal de Chonchocoro, en el municipio de Viacha, departamento de La Paz, por el denominado “caso Golpe de Estado I”, proceso activado por la exdiputada Lidia Patty.

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com