Ante estas supuestas acusaciones, Petro dijo en X que la formulación por parte de CNE representa una “arbitrariedad” y  que constituyen una “abierta ruptura constitucional”.

El presidente de Colombia, Gustavo Petro, denunció este miércoles que «ha comenzado el golpe blando» contra su figura política.

Esto ocurre, después que los medios de prensa confirmaron que los magistrados Álvaro Hernán Prada y Benjamín Ortizserán presentaron oficialmente la ponencia de formulación e imputación en el Consejo Nacional Electoral (CNE) contra la campaña electoral de Petro.

Las supuestas sospechas de deficiencias en la campaña del presidente colombiano —desmentidas más de una vez por el mandatario— no han provocado decisiones por parte de la Justicia por insuficiencias de pruebas que demuestren el recibo por parte de Petro de “fondos ilícitos”.

Sobre esas pruebas, la revista Semana, de extrema derecha, citando a una fuente de “alta fidelidad” para el CNE, detalló que “el grueso de las pruebas radica en los dineros que aportó a la campaña Fecode, la USO y los 35.000 testigos electorales a quienes se les pagó 60.000 pesos el día de las elecciones”.

Ante estas supuestas acusaciones, Petro escribió en la red social X que la formulación por parte de CNE representa una “arbitrariedad”. Asimismo, dijo que estas acusaciones constituyen una “abierta ruptura constitucional”.

“Invito a todas las instancias del Pacto Histórico a reunión de inmediato y a las fuerzas sociales del país a prepararse contra el intento de irrespetar el voto popular. La Democracia entra en emergencia”, subrayó el jefe de Estado.

Sobre esa misma línea llamó a los colombianos progresistas del mundo a comenzar una campaña en contra de lo que, en su juicio, es un golpe de Estado.

La sala plena del CNE tiene la responsabilidad en estos momentos de decidir la apertura de pliegos de cargos en el caso de que se demuestre que las pruebas terminen siendo contundentes.

Vía teleSUR

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com